ECOS DE LA COPA ARGENTINA


OLE DEPORTIVO - "Agradecer a estos leones"
Orgulloso y emocionado, así calificó Gustavo Alfaro a sus jugadores. "Trabajan y se matan para conseguir algo. Arsenal sabe cómo jugar estos partidos. Ganó una final como hay que ganarla", completó.
Gustavo Alfaro vuelve a hacer historia con Arsenal. Un título más para el DT en Sarandí, casi un Dios. Un lugar en el que siente pleno, cómodo. Como en su casa. Nueva obtención con esta Copa Argentina. Pletórico, súper contento por el logro obtenido, manifestó: "Siento orgullo. Este equipo puede tener limitaciones, pero si algo sabe es jugar estos partidos. Ganó una final como hay que ganarla".
A la hora de hablar de virtudes del equipo que conduce, Lechuga, muy emocionado, agregó: "es el mejor de Argentina, es más vistoso, pero Arsenal sabe cómo jugar estas instancias. Tiene hambre de gloria, humildad y personalidad".
Por último, les dedicó unas palabras a sus jugadores: "La tranquilidad me la dan los muchachos, que trabajan y se matan para conseguir algo. Les tengo que agradecer a estos leones". Dedicatoria para sus players de parte de Alfaro, otra vez en la cima con Arsenal.
- Alfaro, el Messi de Sarandí
Otra vez Alfaro campeón, otra vez Arsenal. Otra vez a los besos en el festejo, con Julito Grondona y con familiares. ¿Éxito por ayudas? No, éxito por trabajo, por experiencia, por seriedad, por conocimiento. Ahí, en Sarandí, el técnico se potencia como muchos jugadores se potencian en un club. Ese es su lugar en el mundo, el patio de su casa, diría Riquelme. Sabe como nadie cómo funciona la institución y les saca el jugo a sus jugadores. Y va inventando jugadores, va tapando agujeros (como por ejemplo, la salida de un líder como Licha López en su momento), va respetando su base y agregando nombres de distintos clubes, sacando agua de las piedras.
Arsenal es el rival más incómodo para los grandes, nadie quiere enfrentarlo. Porque es un equipo que sabe a que juega, que conoce sus límites y su libreto a la perfección. Desde el emblema Campestrini en el arco, habitualmente cuatro defensores, cuatro volantes y dos de punta (o un mediapunta y uno solo arriba). Con el orden como premisa, sin regalarse atrás, agazapado para dar el golpe en cualquier momento, corajudo. Con el liderazgo de Alfaro, que no de casualidad sigue consiguiendo logros en un club al que hizo grande desde los títulos, que bajó a Boca el año pasado en los penales y en un torneo, ahora a San Lorenzo. Sin ponerle salsa a su fútbol, con un sistema rendidor, así es este Arsenal de un entrenador bicho e inteligente. Una frase pinta cómo piensa el entrenador, consciente de que juegan con menos presiones que otros: cuando hace unas fechas le preguntaron si no le daba pena haber desperdiciado la chance de quedar como líder, contestó con realismo: "No, no, para nada. Mejor dar el salto en las últimas fechas, queremos llegar arriba y después aparecer". Y sí, siempre aparece Arsenal. Siempre de la mano de Alfaro.

 ... Arse de risa
Con el título en el bolsillo tras el 3-0 apabullante a San Lorenzo, todo Arsenal, con Julito Grondonda incluido, anduvo a puro canto y hubo dedicatorias para Tinelli. La intimidad y los hits del festejo en Catamarca.
"Y ya lo ve, y ya lo ve, para Tinelli que lo mira por TV", fue uno de los tantos cantos de jugadores y presidente de Arsenal en pleno festejo. Julito Grondona fue una de las voces cantantes en ese éxtasis inolvidable: "O le olé, ole olá, el periodismo que no mienta más, que diga los huevos que tiene Arsenal", "el Arse ya salió campeón, el Arse ya salió campeón...", "mirá mirá mirá, sacale una foto, se van para Boedo...", "esa lluvia de mierda no quiere parar, es Tinelli, que no para de llorar", "Tinelli, Tinelli, no llores más...", eran algunos de los gritos. Y también hubo análisis del titular, quien se descargó: "Quedó demostrado quién es el mejor. Ellos decían que tenían rabia por lo del final de semana, y nosotros mucha rabia por el operativo de prensa que armaron (en referencia a los arbitrajes)".
Hubo fiesta en Catamarca, toda fiesta de Sarandí. De Campestrini, Esmerado, Limia, históricos. De más nuevitos como Rolle, Sperdutti o Furch. "Se utilizó una táctica maravillosa, el partido estuvo muy bien diseñado. Este equipo no tiene techo, el año que viene tenemos otra vez la Libertadores y ahora queremos terminar bien arriba el torneo. Hay una base de jugadores muy corta, un presupuesto acotado, pero somos poderosos en el juego". En el medio de los cantos en la intimidad, todos resaltaron la experiencia del equipo y el haber esperado el momento de golpear a San Lorenzo. Lo golpeó en la cancha y también afuera, a puro canto.

- "¡Hagamos uno más!"
Tan agrandado estaba Arsenal que en los últimos minutos se escuchaba esa frase desde el banco: era Nicolás Aguirre, que había salido.
Arsenal estaba dulce. Tres a cero arriba, con un hombre más, más cerca del cuarto de San Lorenzo del desuento. Y tan cómodo estaba que sus muchachos querían más, pedían más. Por eso se escuchaba desde el banco una frase dura para los del Ciclón, ambiciosa para el campeón: "Hagamos uno más, hagamos uno más", se escuchó varias veces desde el sector del banco de suplentes.
La voz era de Nicolás Aguirre, quien había metido un gol y estaba cebado con esta finalísima que Arsenal ganó sin sobresaltos. Que le dio otro título y el pase a la Libertadores. Y de mientras, sigue peleando por el torneo...

La Nación

CATAMARCA.- Festejan casi solos, con ese puñado de hinchas que se acostumbró a celebrar. Son ellos los campeones, los que le quitaron el sueño a esos 20.000 hinchas de San Lorenzo que llegaron a esta ciudad para gritar campeón. Pero el que celebra, como en los últimos años, es Arsenal, ganador de la Copa Argentina de manera inapelable con una goleada 3 a 0 ante un Ciclón que estuvo muy lejos. No hubo polémicas, ni discusiones, el equipo de Viaducto es un justo ganador.
Nicolás Aguirre abrió el marcador en el primer tiempo con un gol de cabeza desde afuera del área. Luego, antes de la conclusión de la etapa inicial, el descontrol de San Lorenzo. La expulsión de Piatti por un planchazo inexplicable. En el segundo tiempo, Echeverría y Zelaya con un golazo liquidaron a San Lorenzo.
Así, Arsenal ganó el quinto título de su historia y se clasificó para la próxima Copa Libertadores. Además, jugará la final de la Supercopa Argentina ante el súper campeón Vélez. Los otro trofeos del equipo del Viaducto son la Copa Sudamericana 2007, la Suruga Bank 2008, el torneo Clausura 2012 y la Supercopa Argentina 2012. Cuatro de los cinco fueron con Gustavo Alfaro como DT.
Arsenal lo ganó sin dejar dudas, con su sello. Es un equipo duro, pero que sabe lo que quiere. No hubo discusiones por el arbitraje de Germán Delfino. Nada de eso. Arsenal es un justo campeón.

Comentarios

Entradas populares de este blog

AMISTOSOS: ARSENAL JUGARÁ ANTE GRUPO UNIVERSITARIO

HANDBALL: RESUMEN DE LOS PARTIDOS DEL FIN DE SEMANA

ESTADISTICAS DEL HOCKEY