ALFARO CUENTA SU VERDAD SOBRE SU IDA DE ARSENAL


Por Joaquin del Arse.
A continuación reproducimos extractos de la nota de la Revista El Gráfico (edición 4459, del mes de Julio de 2015), donde Gustavo Alfaro habla sobre todo. Es importante que decir que en la sección 100x100, "lechuga" recorre toda su carrera profesional, en una nota de Diego Borinsky.
En varias de estas preguntas, Gustavo Alfaro, habla sobre lo que sucedió en su último paso por Arsenal, que termino envuelto en una polemica que al dia de hoy parece no zanjada por las partes. Vamo el Arse no toma partido por nadie, simplemente creo que es pertinente que el socio e hincha del club, conozca "la verdad" según la optica y los dichos de Alfaro.

44 ¿que se siente eliminar a River en el Monumental en una Copa? (semifinal Sudamericana 07) Lo digo desde el respeto: ese día escuché por primera vez el silencio. En un instante eran 60.000 personas silbando a Mario Cuenca, que iba a patear su penal en la definición, y de golpe el gol y el silencio total, como cuando se apaga la radio o se le pone mute al televisor. Terrible.


47. ¿Te sentiste cerca de Boca alguna vez? Me junté en 2006 con Macri y Pompilio, cuando Basile se fue a la selección. Yo venía de agarrar Arsenal hacía dos meses por pedido de Don Julio. Porque cuando asumí, yo quería la bendición de Don Julio, y el 25 de mayo, la primera vez que pisé el club, me recibió Don Julio. No podía irme dos meses después. Por eso le avisé a Julito: "Me voy a reunir con la gente de Boca porque quieren conocerme, pero desde ya que voy a decir que no". Era uno más de los candidatos. Al final arregló La Volpe.

53. ¿Cuanto influia Don Julio en la formación de Arsenal? En la lista de los mundiales siempre metía algún jugador... Ni él ni Julito se metieron jamás para decirme nada y me dieron libertad absoluta para armar el equipo. Yo le pedía que hiciera un esfuerzo por retener a Lisandro López o a Carbonero, por ejemplo, pero él decia que no queria mezclar porque sabia que a él le iban a pegar más por Arsenal que por la AFA. Es una gran paradoja: Arsenal fue el lugar donde me sentí más libre y más apoyado para trabajar y del que peor me fui.

54. ¿Es casualidad que, muerto Grondona, Arsenal entrara en un tobogán? Siempre le decía a Julito: "Ojalá tu viejo viva 100 años, pero vos tenés que concebir a Arsenal sin Julio Grondona presidente de AFA". Y me dio la sensación de que nunca le interesó. Como siempre les digo a los jugadores: construir un equipo sólido lleva mucho tiempo y destruirlo, lo destruís de la noche a la mañana. Cuando me fui, destruyeron el corazón de ese equipo: se fueron Nervo, Campestrini y el Bicho Aguirre, tuvieron problemas con Marcone, se perdió la esencia. Ojalá Caruso pueda acomodarlo.

55. Pero que no esté Grondona influye mucho... Que se yo, hay mucho mito en eso también.

56. ¿No aceptás que hubo ayudín de los árbitros por ser el equipo de Grondona? Para nada, esa te la discuto a morir. Y si querés vemos todos los partidos juntos. Nosotros fuimos campeones ganandole 3-0 a Boca en la Bombonera, 3-1 a Lanus, 3-0 a Independiente, le ganamos a Racing. Siempre la más fácil es caer en eso. A San Lorenzo le ganamos 3-0 en la final de la Copa Argentina, ¿y qué tiene que ver Grondona?57. ¿Te agarrabas muchas broncas cuando leias o escuchabas esos comentarios en los medios? Al principio si, porque uno es sanguíneo pero luego comprendí que no hay que dar luchas que uno no tiene que dar.

60. Siempre fuiste un tipo calmo, pero un par de veces te sacaste mal en Arsenal, ¿porque? Porque veía toda la movida que me estaban haciendo, sentía que dormía con el enemigo y lo terminé canalizando y explotando en la cancha.

89. ¿Tu día más triste? Cuando me tuve que ir de Arsenal la última vez, porque tanto jugadores como yo sentiamos que ibamos a jugar la Final de la Copa Libertadores. Ese despido lo tomé como un acto de deslealtad.90. ¿Julito Grondona te echó porque lo habías puenteado yendo a hablar con el padre? Es muy larga la historia, pero el motivo fue otro, y quedó demostrado con el tiempo. Yo hablé con Don Julio porque Don Julio me había pedido hablar con él por una deuda que Arsenal tenía conmigo. En el medio, a Julito empezaron a llenarle la cabeza y tuvo actitudes feas hacía mi. Por ejemplo, de casualidad lo escuché después de un partido diciendo que yo había perdido el partido, justo estaba detrás de esa puerta y le pedí que nos siguiéramos manejando con la honestidad y frontalidad de siempre. Después mandó una carta a la Asociación de Árbitros criticando mi comportamiento sin decirme nada a mí y esas cosas.

91. ¿Como se desencadenó todo? A Don Julio también le llegaban versiones cruzadas y despues de uno de sus viajes fui a su casa. Fui porque él me lo había pedido. "Quédese tranquilo que no le voy a decir nada a Julito", me comentó. Estuve un lunes a la tarde casi dos horas en su casa, le conté todas las cosas que habían pasado y hablamos muy franco y muy bien. Me acompaño hasta el ascensor y me dijo: "quédese tranquilo que lo entiendo y tiene razón, mire que si no fuese así, se lo diría". Me fui, llegué a mi casa y uno de mis ayudantes me llamó para decirme que nos habián echado de Arsenal. Prendí el teléfono y tenia un mail de Julito diciendome que había decidido rescindirme el contrato. Lo llamé y le pregunté porque.

92. ¿A los gritos? No, tranquilo, le dije que habia sido desleal conmigo cuando yo siempre me comporté de frente rechazando varias ofertas cuando estaba en el club, que había sido siempre funcional a la familia Grondona y que no me había pagado con la misma moneda. Al día siguiente, en una nota, declaró que me había echado por haberlo puenteado con el viejo.

93. ¿Se llevaban tan mal? Escuché eso y lo llamé a Julito: "Escucha lo que estas diciendo: no hablé con un dirigente de la oposición, hablé con tu papá", le dije. Pero insisto, para mí eso fue una excusa, el verdadero motivo del despido fue que no me quería pagar lo que me debía y punto, buscó por ese lado. El sueño de mi hija era ir a estudiar a la universidad Duke, en Estados Unidos, y necesitaba esa plata. Una semana antes de que se muriera, me junté con Don Julio y me dijo que me quedara tranquilo, que él me lo iba a pagar, incluso hablamos de que había ayudado a estudiar a la hija de Abel Gnecco y de las satisfacciones por los estudios de sus nietos. De ahí nunca más. A Julito lo llamé y le escribí muchas veces y no me atendió más, no me pagó nada, no tuvimos mas contacto.

94. ¿Le hiciste juicio a Arsenal? No, eran acuerdos de palabra. Y el tiempo comprobó que ese fue el motivo. Porque si vos estas trabajando en un club, te ven todos los dias y de alguna manera lo tienen que arreglar, pero una vez que te fuiste del club, ya está, ¡andá a reclamar! No me atendió nunca más. A Julito le llenaron la cabeza con que a mí solo me interesaba mi prestigio personal y no Arsenal y me echó. Cuando no me respondió a mis llamados le dije que creía en la justicia divina, que él por ahí se pudo haber quedado con mi esfuerzo, con la plata, con el sueño de mis hijas, pero que Dios de alguna manera me lo iba a devolver: quizás con salud, o con otra satisfacción. Mi hija, al final, terminó su carrera de abogada con la medalla de oro, el mejor promedio de la Universidad de Duke. A la larga, el tiempo pone las cosas en su lugar.

95. Me imagino la bronca por no poder terminar una Copa que habías empezado... Sí, porque era un grupo muy compacto, estabamos convencidos de que llegariamos hasta el final; no habia equipos brasileros fuertes, a San Lorenzo, que terminó siendo el campeón, le habíamos ganado hacía unos meses 3-0 en la final de la Copa Argentina...

Comentarios

Entradas populares de este blog

HANDBALL: RESUMEN DE LOS PARTIDOS DEL FIN DE SEMANA

ESTADISTICAS DEL HOCKEY